2012/08/23

Los huevos que sí tuvo @M_Ebrard, y que le faltaron a Bruno Ferrari

Por Victor Hernández

Ayer por la mañana el Jefe de Gobierno del DF, Marcelo Ebrard, dio a conocer que el GDF distribuiría huevo en las colonias populares de la Ciudad de México a 20 pesos el kilo, lo cual representa la mitad del precio de especulación y está por debajo del precio del huevo en los supermercados.

Tras el banderazo de salida para los camiones que distribuirán el producto básico, Ebrard declaró que pediría al secretario de Economía, Bruno Ferrari, que permitiera la importación de huevo directamente a las central de abasto para combatir la especulación.

¿Por qué las central de abasto? Porque son las que distribuyen el huevo a las tiendas de cada colonia. Es decir, se trató de una medida que beneficiara a la mayor cantidad de personas en el DF.

¿Cuál fue la respuesta de Ferrari? Anunciar que se eliminaron los arencelespara la importación de huevo y de esa manera tratar de combatir la especulación.

PERO...

Pero Ferrari lo que pidió a los consumidores fue en vez de comprar en la central de abasto, que mejor compraran en las tiendas de la ANTAD. Es decir, en Soriana, Walmart, Aurrerá, Comercial Mexicana, etc.

Dijo textual ferrari:

"Invito a los consumidores a que acudan a las tiendas afiliadas a la ANTAD y comparen precios, ya que el promedio es de entre 22 y 23 pesos, mientras que en las centrales de abasto van de 28 a 30 pesos el kilogramo".

Pues claro. Por eso Ebrard solicitó que importara huevo directo a las centrales de abasto. Para que se redujera su precio.

Con el plan de Ferrari las tiendas de abarrotes de las colonias perderían clientela al no hacerse nada para que las centrales de abasto puedan tener acceso a huevo más barato directamente.

Y eso a las únicas que beneficia es a las grandes cadenas comerciales de supermercados, mientras que a los pequeños comerciantes los perjudica.

Es como si el gobierno pretendiera que sólo se comprara tortilla en los supermercados, causándoles un daño a las tortillerías de cada colonia.

Con lo cual tenemos que Marcelo Ebrard sí tuvo huevos... para vender a 20 pesos el kilo. Y a Bruno Ferrari le faltaron... en las centrales de abasto.

6 comments:

  1. Yo solo tengo que decir algo, una cosa es bajar el precio y otra muy diferente es subsidiar el precio del huevo. El buen Ebrard, y los impuestos capitalinos claro esta, pagaron a 35 pesotes el kilo de huevo. Luego se venderá en 20, en otras palabras, aquí se hizo campaña política.

    ReplyDelete
  2. México, entre el populismo del PRD y la jodidez del PRI y el PAN. ¿Qué tan diferente es esto a los vales de Soriana? ¿O a la ayuda a los viejitos?
    Somos un país de jodidos, no cabe la menor duda.
    Paz.
    El Velle.

    ReplyDelete
  3. Que positivo eres be5ant, no cabe duda. Estas amargado? O que?

    ReplyDelete
  4. campaña o no campaña el que quedo bien aqui fue Ebrad

    ReplyDelete
  5. En esa misma línea Ivan.... "Tarjeta o no Tarjeta, el que quedó bien aquí fue Peña".
    De la Izquierda a la Derecha, y de Morena hasta Peña, a todos los políticos, les valemos una puñeta.

    Paz.
    El Velle.

    ReplyDelete
  6. Seras jodido tu, El Velle, no por lo que tienes en los bolsillos sino por lo que llevas en la cabeza. Una pobre distincion de lo que es una cosa con respecto a otras.
    No es lo mismo acciones de gobierno en beneficio de la gente, que la compra de votos. Te voy a decir porque (ya que necesitas palitos y bolitas): las acciones en beneficio de la gente son programas que apoyan de manera fija o emergente, a la comunidad. Por otra parte el uso de dinero en la compra de votos ademas de ser ilicito, es denigrante; no sólo por hacer participe a la gente necesitada de un crimen, sino porque ademas se trata de dinero sucio provenido del robo, la extorsion, el narcotrafico y demas porquerias. Dinero que no deberia estar alli en primer lugar.
    Y en el caso de los programas o acciones en beneficio de la comunidad, es dinero que SÍ deberia estar alli.

    ReplyDelete